• 2021-04-20
0 Comentarios

EL RADICAL sigue adelante

Este periódico seguirá circulando como un órgano de opinión libre, crítico e independiente, al servicio de la comunidad académica de la Universidad Externado.

La elección del profesor Hernando Parra como rector del Externado es una estupenda noticia para la Universidad y para el país: la casa de estudios podrá recuperarse de su década perdida y buscará modernizarse y perfeccionarse bajo las orientaciones del rector escogido, por primera vez en la historia de la institución, previa expresión del voto de profesores y estudiantes. Para este fin, el Profesor Parra contará con la colaboración de una comunidad académica que se volverá a encontrar y a hacer vida académica en libertad. El país, por su parte, tan huérfano en los tiempos actuales en pensamiento crítico y en producción científica en ciencias sociales, podrá recuperar un foro de referencia en este centro de educación superior de alta calidad.

¿Qué futuro le espera, en esas coordenadas, a este periódico que surgió como un ejercicio de libertad de expresión crítico del gobierno universitario que ahora termina?

EL RADICAL nació como una alternativa necesaria para un grupo de profesores que nunca encontró interlocución en las directivas y que, por el contrario, chocaba con una cortina de opacidad y soberbia impuesta por ellas. Aunque el esfuerzo de mantener el periódico ha estado a cargo de un puñado de profesores de la Universidad y el rector Henao desdeñosamente nos intentaba apocar llamándonos “cuatro gatos”, con cada nueva edición encontrábamos más eco en nuestras inquietudes y descubríamos que nuestra percepción inicial sobre el errático rumbo de la Universidad era acertado, que la mayor parte de la comunidad universitaria compartía muchas de nuestras propuestas y críticas, aunque permanecía callada por resignación o por temor a represalias. Varias elecciones y consultas arrojaron resultados que coincidían con nuestras ideas y evidenciaban a una administración sorda y encerrada en sí misma. Podríamos decir, en síntesis, que las denuncias y los análisis que venía publicando este periódico encontraban eco en la comunidad universitaria y que, de igual modo, el gobierno de la institución nos proporcionaba insumos más que suficientes para alentar esa postura crítica. 

A partir de ahora, uno de los columnistas habituales de EL RADICAL, quien además fue su director durante un buen tiempo, se desempeñará como rector de la Universidad. Es evidente que el profesor Parra Nieto asumirá de tiempo completo la responsabilidad que carga sobre sus hombros y se deslindará del periódico. Le agradecemos su colaboración en este camino recorrido, su sindéresis y su gallardía, y por supuesto le deseamos lo mejor, no sólo para él, sino para toda la Universidad. Públicamente le manifestamos que cuando a bien lo tenga, siempre tendrá un espacio en EL RADICAL para publicar sus inquietudes, aunque entendemos que se deba retirar por completo del consejo editorial del periódico.

En esas coordenadas, ¿cuál debe ser el norte de este órgano libre de expresión universitaria que surgió en la oposición pero que ahora no faltarían quienes lo ubiquen como cercano al gobierno de la institución?

Estamos convencidos de que la vida académica es una fuente permanente de reflexiones y controversias que merecen ser expresadas en público, de modo que se puedan debatir racionalmente todo tipo de asuntos, que bien pueden ser científicos, pedagógicos, políticos, gremiales o de coyuntura, y frente a todos ellos EL RADICAL continuará con su línea editorial de ser un órgano libre, independiente y crítico.

Los episodios electorales que acaba de protagonizar el Externado marcaron una época de cambio, pero la Universidad sigue, y por tanto el impulso intelectual de su comunidad continúa, más vivo que nunca. Ahí estará EL RADICAL, que incorporará nuevas plumas habituales y que reitera, con sinceridad, la invitación que en varias ocasiones le hemos hecho a toda la comunidad universitaria para que participe con sus luces en este espacio.

EL RADICAL ha sido y seguirá siendo un espacio para el pensamiento y la discusión. Frente a la nueva administración, no pondrá obstáculos pero tampoco será complaciente: ejercerá su función con serenidad, objetividad, independencia y autonomía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *